Amnistía

Sospechan que Armengol ocultó una semana el informe de los letrados del Congreso

El Partido Popular aseguró este miércoles que el nuevo informe de los letrados del Congreso sobre la ley de amnistía –en el que reflejan sus dudas sobre la constitucionalidad de la amnistía– se entregó a los distintos grupos parlamentarios cuando el plazo de presentación de enmiendas parciales ya había finalizado, a pesar de que el documento se confeccionó una semana antes. Considerando que el letrado mayor del Congreso “debería plantearse su continuidad” tras permitir la tramitación de la amnistía

Tellado y Feijóo - Foto de sus redes sociales
photo_camera Tellado y Feijóo - Foto de sus redes sociales

Así lo desveló el portavoz del PP en el Congreso de los Diputados, Miguel Tellado, en un encuentro informal con periodistas, en el que deslizó dudas sobre la posibilidad de que la Presidencia de la Cámara Baja ocultase el informe hasta ayer. “Factoría Armengol”, apostilló.

En concreto, Tellado explicó que el informe se terminó el pasado 10 de enero, pero que no fue hasta ayer a las 19.00 horas, una hora después del cierre del plazo de presentación de enmiendas, cuando el PP tuvo constancia de su existencia.

Desde Génova subrayaron que estos informes tienen plena importancia en el proceso legislativo porque “ilustran” a los diputados las carencias técnicas de las distintas leyes y ayudan a orientar las enmiendas. Y, en este caso, consideran que está “lleno de observaciones” de carácter técnico.

En concreto, los juristas asignados a la Comisión de Justicia apuntan que el texto de la amnistía puede vulnerar la Carta Magna, ya que el efecto que se busca –eximir de responsabilidades legales a independentistas catalanes– debería hacerse “a través del procedimiento de reforma constitucional”.

Los letrados también se refieren a que vulnera los principios de la UE que la iniciativa presentada por el PSOE excluya de la amnistía las condenas de terrorismo con sentencia firme, que se quiera perdonar el delito de malversación, o que se busque limitar el alcance de las órdenes de detención europeas.

EL PP APUNTA AL LETRADO MAYOR

Y todo ello tras un primer informe del secretario general del Congreso, Fernando Galindo, que permitió que la ley se tramite. Ahora, el PP llama a Armengol a que, como presidenta de la Cámara, urja a su letrado mayor a reconsiderar su informe sobre la amnistía para “aclarar” la “posición jurídica” del Congreso antes de que el texto llegue al Senado.

Y, según el vicesecretario de Institucional, Esteban González Pons, existe ahora un “dilema jurídico” y cree que Galindo “debería plantearse su continuidad en el cargo” si todos los letrados del Congreso consideran que la amnistía es inconstitucional.

Preguntados por si cabe la posibilidad de utilizar este informe para recurrir la Ley de Amnistía y paralizar su tramitación parlamentaria, la secretaria general del PP, Cuca Gamarra, aseveró que “no cabe esa vía”, aunque avanzó que estudiarán el informe “en profundidad” para ver qué “posibilidades” tienen para actuar de ahora en adelante.

Al margen del ámbito parlamentario, Tellado afirmó que el nuevo informe de los letrados del Congreso sobre la ley de amnistía es “demoledor” y “certifica negro sobre blanco” que la norma “no tiene cabida en la Constitución, y que el disparate que plantea el Gobierno es de tal calado en su caso que requeriría de una reforma de la propia Constitución”.

LOS HIJOS DE PUJOL

“Cualquier socialista que se considere un demócrata de bien, si lee ese informe, tiene que asumir que el Gobierno se ha equivocado y se han pactado cosas que no se podían pactar y que seguir caminando es un disparate”, añadió.

Y sobre las enmiendas a la amnistía presentadas por los socios del PSOE, Gamarra advirtió de que supone encarecer “el precio de la investidura” y se mostró convencida de que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, las aceptará “con tal de mantenerse en el poder”.

Entre ellas, el PP cree que Sánchez accederá a “blindar” la amnistía ante la posibilidad de que se plantee una cuestión prejudicial ante el TJUE, a ampliar su cobertura a los delitos de terrorismo y a engrosar “la casta política” beneficiada por esta medida.

Posteriormente, fuentes del PP se refirieron a la enmienda que amplía en dos meses el periodo de aplicación de la amnistía –del 1 de enero de 2012 al 1 de noviembre de 2011–, y apuntaron a que podría beneficiar a los hijos del expresidente de la Generalitat de Cataluña Jordi Pujol y los que quisieron "tapar" el caso del 3% "con la independencia".

Más en Actualidad